hormigas

Hormigas

Cuando tenemos hormigas dentro de la casa, solemos preocuparnos, y comenzamos en la búsqueda de algún remedio, veneno, trampa casero o comercial para eliminarlas. No presentan peligros para la salud de los seres humanos, pero eso de estar viéndolas como se comen los restos de nuestras galletas, a nadie le agrada, seguramente.
Existen en la actualidad muchos procedimientos y productos para su eliminación, pero en principio se trata de buscar la raíz del problema, para ello hay que ocuparse de encontrar el nido en donde se encuentran la mayor parte de la colonia, incluida la reina que es la única en su especie que pone huevos para que nazcan cientos de ellas, para agrandar la familia y devorarse todo a su paso.

 

Métodos de fumigación

 

Sí, las hormigas, son insectos voraces, y cuando encuentran lo que buscan, hacen el típico camino en el que es muy sencillo encontrar. Construyen sus nidos debajo de la tierra, en la que forman galerías subterráneas, y con la organización más específica. La reina se encuentra protegida por otras obreras que tienen la tarea de hacerlo, las demás traen la comida, que va desde azucares de pulgones, hojas verdes de plantas tiernas, fruta madura caída en el suelo del jardín, etcétera.


Hay venenos muy potentes que las exterminan en horas, pero a la vez muy peligrosos, porque pueden matar otras especies benéficas para nuestras plantas. Cuando tenemos la tarea de su eliminación, en lo primero que hay que verificar es si no hay pulgones, porque estos les proveen del néctar más preciado, resulta que los pulgones secretan un líquido viscoso muy dulce que a ellas les encantan así que si hay hormigas puede haber pulgones, y si no los exterminamos primero a ellos, todo el esfuerzo será en vano, porque volverán a aparecer.
Hay diferentes variedades de ellas, en el planeta, pero en el presente artículo estamos hablando de las especies de plagas de nuestra casa, empresa, local comercial, y jardines o huertas, las que muchas veces nos quitan el sueño. Una cosa es tener hormigas en el patio o en el jardín, y otra muy diferente es que se hayan adueñado de nuestras alacenas y bajos mesadas, porque la manera de exterminarlas, puede resultar más dificultoso en el segundo de los casos.
También es diferente, tener unas cuantas, a que se haya llenado de ellas, en el compartimiento de los paquetes de alimentos, y es allí cuando tendremos que, lamentablemente, tirar todo a la basura, con lo cual habrá pérdidas económicas. Esto es lo que deben de cuidar los distribuidores de alimentos en forma puntual, verificando siempre cada rincón del establecimiento, y evitar así la proliferación de otras plagas más temidas como las ratas y las cucarachas.

 
 

 
 

Otros métodos más económicos

Asimismo, antes de fumigar, sería muy elocuente, tratar de quitarlas por métodos económicos y hechos en casa, como por ejemplo la aplicación de bórax, que es un químico que se adquiere en las farmacias, otro de los trucos es colocar vinagre una vez que hemos terminado de limpiar las superficies o alcohol, de esta manera las hormigas exploradoras comunicarán a la colonia que no es conveniente estar allí y se van a otros sitios, menos perturbadores, si esto no las detienen, porque ya llevan largo tiempo allí, podremos usar los insecticidas que se venden en los supermercados que las combaten por lo menos en parte, y el suficiente para que busquen otros espacios en los que no las molestan.
En el nido se encuentran la reina, y los huevos que son de diminuto tamaño, los que son cuidados por cientos de obreras que a su vez las alimentan. Cuando las hormigas están en el jardín, devoran en primer lugar las plantas más débiles, y las que recién hemos plantado, porque son las más fáciles de devorar.
Para no tener hormigas hay claves de cuidados que debemos adoptar para no llegar a tener que exterminarlas, ¿cómo?, simplemente previniendo, porque esto es clave para el cuidado de nuestros jardines, macetas, y porque no, en la casa. En el interior de nuestras cocinas, se tomarán medidas, como por ejemplo tapar perfectamente los frascos que contengan dulces como los caramelos o galletas, y los paquetes abiertos deben ser cerrados para que no puedan ingresar, si es posible todo en latas especiales o plásticos para tal fin. También aquí la limpieza cumple un factor fundamental en la prevención, aunque no lo parezca, porque las hormigas no necesariamente están en la basura, pero de todos modos, dejar las superficies libre de olores y restos de jugos, es más que beneficioso.
Las plantas aromáticas como la menta son repelentes naturales de las hormigas en el jardín, como así también la lavanda que actúa de repelente de mosquitos indeseables, el romero y el orégano, son tras especies muy agradables, que hacen las veces de repelentes, sin dañar el medio ambiente y con el agregado que tendremos especies para nuestras comidas, y eso es muy afortunado.